Evitar pulsar las teclas con el oído al hablar por teléfono

Aprenda a calibrar o restablecer el sensor de proximidad para evitar presionar las teclas con el oído al llamar.

Pongámonos en situación. Hacemos una llamada telefónica. Durante una llamada, escuchamos pulsaciones en el teléfono, la llamada cuelga o, a veces, incluso se detiene. Creemos que es la persona con la que estamos hablando la que está causando este problema, pero nos damos cuenta de que somos nosotros.

¿Te suena familiar esta historia? A veces, este problema ha ocurrido y el culpable es el sensor de proximidad. No sabemos si el problema es de hardware o si el sensor está mal configurado. Entonces nos preguntamos "¿cómo se calibra el sensor de proximidad?". Salgamos de dudas. Veremos cómo evitar pulsar las teclas con el oído al hablar por teléfono.

Calibrar el sensor con aplicaciones

En ocasiones los sensores de nuestro dispositivo móvil pierden su calibración. Hace un tiempo hablamos sobre cómo mirar la calibración del sensor. En nuestro caso puede ser que al no estar bien equilibrado pierda sensibilidad y la pantalla se quede encendida durante la llamada.

Lo primero que debemos hacer es asegurarnos de que la parte superior del terminal esté limpia. Si la pantalla está limpia evitaremos que el sensor tenga problemas. En la mayoría de las situaciones, limpiar la pantalla debería ser suficiente para solucionar el problema.

Si aún notamos el problema después de limpiar la pantalla, necesitamos usar aplicaciones para calibrar el sensor. Lo primero que debemos tener en cuenta es probar el sensor de calibración para ver si el sensor está realmente afectado. En Google Play hay una larga lista de ellos, pero para saber si realiza su función correctamente te recomendamos aplicaciones como Proximity sensor test 2.

Si hemos visto que el resultado con la aplicación es negativo, deberíamos probar a resetear el sensor de proximidad. Restablecer el sensor de proximidad debería solucionar el problema. Recomendamos la aplicación "Restablecer sensor de proximidad" para efectuar esta tarea. Si no es un problema grave de hardware, deberíamos solucionarlo.

Calibrar el sensor manualmente

Si somos de esas personas que siempre prefieren resolver los problemas de forma manual, tenemos una solución para acabar con el problema de raíz. En este caso, sería cuestión de hacerlo manualmente. Para calibrar el sensor de manera manual tendremos que pulsar un número en nuestro teléfono para abrir el menú de configuración del sensor.

Este truco es para Android, por lo que no funcionará para iPhone. El número que debemos marcar es \##6484#\#. Una vez marcado este número, debemos entrar en el menú. En este menú pulsamos sobre la opción sensor de proximidad. Dentro de este nuevo menú podremos ver el número 5. Este número va decreciendo en función de la proximidad del sensor. Una vez tapamos el sensor, se debe resetear. Si es así, el sensor de proximidad debería estar funcionando bien.

Si no funciona como debería, sigue los pasos que te indicará nuestro móvil para ver si se soluciona. Comprobaremos si el problema es del sensor o si es un problema de hardware. Si es esto último, te recomendamos que lleves el móvil a reparar o solicites la garantía siempre y cuando nuestro móvil esté en periodo de reparación.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir